Inicio > Historias > Idiotez y cultura

2004-04-02

Idiotez y cultura
Ayer leía en El Cultural los resultados de una encuesta en la que se preguntaba a diferentes personalidades del mundo de la cultura por las prioridades que el nuevo gobierno debería asumir en este terreno. De todas las respuestas (algunas simplemente ridículas), me quedo con la de Antonio Muñoz Molina.

Para mí la prioridad en cultura es la educación. Lo más urgente es tomarse en serio la necesidad de corregir años de improvisación y de errores en los planes educativos, y organizar una educación pública que sea sólida, con rigor, con el mismo empeño en las humanidades, en las ciencias y en los idiomas, con un respeto recobrado por la figura del profesor y una insistencia imprescindible en las buenas maneras. Exigencia de responsabilidad a la escuela privada a la hora de incorporar a los inmigrantes, y esfuerzo añadido para la educación de éstos. Acabar con la vergüenza y el dispendio de las televisiones públicas –de todas, no sólo TVE-. Y más bibliotecas escolares, mejor enseñanza musical, etc. Mantener el precio único del libro. Rebajar el IVA de los productos culturales, o eliminarlo. Y no confundir a la administración con una empresa de espectáculos, ni con una agencia de colocaciones para los afines.

Mientras, aquí seguimos enterrando los presupuestos autonómicos de cultura en la promoción turística de las lindes del Camino de Santiago y en la Cidade da Cultura de Galicia, monumental artificio que refleja con hiriente nitidez la concepción que de la cultura tienen el dinosaurio que nos gobierna y algunos de los pequeños mamíferos que le jalean mientras esperan a que se extinga para ocupar su nicho ecológico. El proyecto pretende dotar a Santiago de Compostela de otro auditorio de Galicia, otro teatro de Galicia, otra biblioteca de Galicia, multiespacios de uso cultural de Galicia, el museo de la Historia de Galicia o la videoteca de Galicia, multiplicando la oferta sin crear nada nuevo; reproduciendo 125.000 metros cuadrados de bosque autóctono de Galicia y dedicando miles de metros cuadrados a salas de ocio de última generación, siniestra metáfora del país con la pirámide de población más invertida del mundo. ¿Cuál es exactamente la última generación?

Lo más triste de todo es que esta burrada es, sólo en parte, el desproporcionado mausoleo de nuestro particular Gargantúa. Más de cien mil millones de pesetas enterrados a mayor gloria de la estupefacción de los tontos del planeta, el desproporcioando homenaje al vacío y la estupidez de una sociedad cuyos gobernantes se entretienen haciendo castillos de arena en las orillas del primer mundo.


posted by vendell 01:00

9 Comments


Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://verbascum.blogalia.com//trackbacks/17260

Comentarios

1
De: dorvisou Fecha: 2004-04-03 01:51

Vamos, que hay que empezar de nuevo.
¡cuanto tiempo perdido!,¿no?.
Quien no perdería el tiempo sería la futura ministra de educación leyendole a ud. y a otros



2
De: Vendell Fecha: 2004-04-03 09:46

Hombre, no todo es tiempo perdido; algo se habrá aprendido en el camino. Lo de la Ciudad de la Cultura sí que no tiene remedio.



3
De: fernand0 Fecha: 2004-04-03 14:14

Paradoja: para remediar lo de la ley de calidad y lo de la lou, hay que improvisar e ir rápido, que el curso empieza pronto...



4
De: peke Fecha: 2004-04-03 14:31

Me disgusta ser pesada, pero... ¿cómo, con qué métodos y medios se llevarían a la realidad las cosas bonitas y sensatas que dice Muñoz Molina?
De ideas bonitas y pensamientos sublimes estamos todos llenos; el problema está en que los centros escolares son reales, muy reales y, francamente, lo que sobran son teóricos; lo que se necesita son prácticos. El tinglado es enorme y los problemas ni los cuento.



5
De: peke Fecha: 2004-04-03 14:32

Sí, en este tema de la educación soy muy pesimista, quizás porque lo conozco demasiado bien.



6
De: Vendell Fecha: 2004-04-03 20:16

Peke, sin teoría, ¿qué hacemos? Dejar que cada profesor reproduzca la educación que vivió y nos vayamos remontando lentamente a una educación de reyes godos y problemas de trenes en tránsito?



7
De: Akin Fecha: 2004-04-03 20:41

Pues, de todo lo dicho por Muñoz Molina me quedo con lo de cambiar radicalmente la televisión pública, y con una tele de bajo presupuesto pero mucho más cultural nos da para lo de las bibliotecas.

El debate serio, el de la educación, aún está pendiente, básicamente porque aún está pendiente también el debate del tipo de sociedad. Si queremos una sociedad de y de trepas y especuladores como modelos de hombres de éxito, rodeados de trabajadores subempleados o becarios, entonces quizá habría que dejar las leyes del PP. Si queremos otra sociedad hay que empezar a preguntarnos cual.



8
De: lgs Fecha: 2004-04-03 23:29

Yo quiero una sociedad en la que cada persona pueda usar la cabeza y el corazón (que está en la cabeza y en las glándulas suprarrenales y en más sitios) para ganarse la vida (contribuir) y vivirla (disfrutar).

Y no digo más porque no me da la gana, como decía mi abuelo con cara de sorna (era el antitotalitarismo).



9
De: Vendell Fecha: 2004-04-04 01:05

Yo quiero vivir en la sociedad esa de lgs.



Nombre
Correo-e
URL
Dirección IP: 54.198.78.121 (fddf0a6008)
Comentario
¿Cuánto es: mil + uno?

Past
<Abril 2018
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30            






The verbascum files


Daurmith en Babel
Jaio, espiando
El Pez
El Paleofrik
Willy Sifones
Amelia Mateo
Pawley
Peke
MH
Césare
microsiervos
Lynx
Pereiro
León
Cristobo

Blogalegos ilustres



Blogalia