Inicio > Historias > Sociología del prestigio

2002-10-29

Sociología del prestigio
Supongamos - es una hipótesis - que Colón descubrió América. ¿Tiene el mismo mérito Colón que cualquiera de sus marineros; por ejemplo el encargado de los caballos? Al fin y al cabo, la responsabilidad de Colón se pagaba con dinero y prestigio, mientras que sus marineros, a lo más que podían aspirar era a impresionar al del codo del al lado en el bar con batallitas del descubrimiento. Ya saben: Colón era un cabrón y un hijo de p**a, ninininininininininininí... y además era canadiense y le gustaban los indios.

Traspongamos la situación al tiempo presente y pensemos en el respetable caballero que me cuenta que no se puede ni comparar lo que sintió Galileo cuando descubrió que la Luna era un planeta con la emoción del adolescente que mirando por primera vez por un telescopio se encuentra con lo mismo. Otras neuronas pegando el mismo salto mortal frente a una distancia inasumible, soñando con el mismo paisaje remoto, sospechando quizá que sólo se trata de la imagen reflejada y distorsionada de nuestro propio mundo.

El respetable caballero, aunque se las da de científico, no es ahora más que un monaguillo de la sociología del prestigio, incapaz de recordar que él, en el fondo, está mucho más cerca del adolescente que un día fue que del Galileo de fantasía que cree que puede llegar a ser.

posted by vendell 23:18

3 Comments


Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://verbascum.blogalia.com//trackbacks/3130

Comentarios

1
De: rvr Fecha: 2002-10-29 23:46

Lástima que digas siempre el pecado y no el pecador :-) Sintexto con texto.



2
De: sapin3 Fecha: 2002-10-30 10:13

Yo personalmente me emociono con un montón de cosas que descubro por primera, segunda o tercera vez. Me sale rápidamente un "¡Qué pasada!". Al mismo tiempo soy capaz de imaginarme a Galileo diciendo, aburrido, después de de comprobar unos cuantos datos, "Otro satélite de Jupite más para la lista"



3
De: Vendell Fecha: 2002-11-01 10:17

Rvr, ya sé que dice lo del pecado en sentido figurado, pero me ha hecho pensar sobre el punto en el que una opinión llega a descalificar a quien la defiende. En mi caso y sobre este tema, el caballero queda muy lejos de ello.

Sapín, qué interesante, nunca me había parado a imaginar los pensamientos negativos de Galileo hacia las cosas de la ciencia.



Nombre
Correo-e
URL
Dirección IP: 54.80.188.87 (e28d3f1836)
Comentario
¿Cuánto es: diez mil + uno?

Past
<Octubre 2018
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
28 29 30 31      






The verbascum files


Daurmith en Babel
Jaio, espiando
El Pez
El Paleofrik
Willy Sifones
Amelia Mateo
Pawley
Peke
MH
Césare
microsiervos
Lynx
Pereiro
León
Cristobo

Blogalegos ilustres



Blogalia